Las cajas refrigeradas son un tipo de “remolque” o bien caja que va a tras de un vehículo el cuál transporta productos perecederos, ya sea alimentos frescos o incluso productos farmacéuticos.

Estas sirven para transportar estos productos lo más frescos posibles, cuentan con recubrimiento especial y equipos multitemperatura para adaptarse a distintas necesidades de conservación.

Estas son las características que debe tener una caja refrigerada para un buen funcionamiento:

Chasís

Volumen en metros cúbicos

Tomar ene cuenta los productos a transportar

Equipo de refrigeración

Peso de la carga

De que manera se va a cargar

Como se va a acomodar la carga

La manera en que se va a asegurar la carga

Además de elegir las mejores cajas refrigeradas, se debe mencionar que se tendrá que hacer un buen uso en las diferentes etapas de frío y evitar que se rompa parta asegurar la calidad y frescura de los productos transportados.